lunes, 6 de septiembre de 2010

A Dios rogando y con el mazo dando

Al descartar la presión internacional e interna como la causa principal que obligó al régimen castrista a liberar a los presos políticos, con el falso argumento de que esa presión había existido por cincuenta años sin lograr nada, la revista Espacio Laical* construye un escenario imaginario.

Si no fue esa presión la decisiva, ¿qué motivó la liberación de los presos políticos cubanos?

La respuesta de Laical viene como anillo al dedo: “la moderación y…disposición al diálogo entre actores sociales y políticos.”

¿Cuáles han sido esos actores?

Según Laical, el gobierno en la isla y la jerarquía de la Iglesia Católica.

En otras palabras, por alguna razón que no fue la indignación de los factores externos e internos y sus posibles consecuencias, en Raúl Castro y en el grupo que monopoliza el poder en Cuba, se impuso “la moderación y…disposición al diálogo.”

La afirmación es sorprendente porque entonces nos encontramos de la noche a la mañana que una dictadura que durante más de medio siglo controla el poder utilizando el abuso, el paredón y las condenas a prisión y acaba de cometer un crimen y otros atropellos que han desatado la indignación en el mundo, de momento, quizás por un acto de arrepentimiento, se transforma, es decir se modera y se dispone a negociar.

El editorial de Espacio Laical no dice que la “la moderación y…disposición al diálogo” del gobierno hacia la jerarquía católica fueran extensiva al pueblo y a la oposición democrática, no podemos tergiversar lo que Laical ha dicho con claridad.

Pero creemos necesario aclarar lo que pueda entenderse mal de tal afirmación, en otras palabras que el régimen está en un plan de moderación y diálogo en general. Por el contrario la moderación y disposición al dialogo del régimen es muy selectiva.

El acoso y atropello de la policía política castrista se ha mantenido contra todos aquellos individuos o grupos que la dictadura no considere sus amigos, incluso aquellos que están tratando de sobrevivir la crisis económica con acciones que lejos de perjudicar benefician a la población.

Roberto Marrero, presidente del Ejecutivo Nacional del CID, en una pincelada breve nos describe sus experiencias el día 18 de agosto en la unidad de la PNR de Zanja y Dragones: “me encerraron en un calabozo con más de treinta personas que daban lástima. Llevaban varios días sin poderse bañar y había una peste tremenda. Los baños estaban llenos de excremento… Allí había detenidos varios vendedores ambulantes. Uno por tener 28 mazos de habichuelas, otro por un saco de aguacates y otro con guayabas y anoncillos.”

Contra la madre de Orlando Zapata la conducta siguió siendo cobarde y abusiva. Las turbas que todos sabemos obedecen a ordenes del gobierno la insultaban y le impedían llegar a la iglesia y al cementerio. Una turba hace un acto de repudio frente a la casa de miembros del Partido Cuba Independiente y Democratita en Arroyo Naranjo, a Katia Sonia Martin, Coordinadora del CID en occidente se le amenazaba de arrestarla para quitarle sus hijas menores y tres jóvenes miembros del CID están en prisión por haber leído una declaración en la escalinata de la Universidad de la Habana, reclamando la libertad de los presos políticos y los derechos ciudadanos.

Aclarar este aspecto es muy importante para quienes no viven en Cuba o no son cubanos. Ahora nos queda por indagar cuál fue la naturaleza de la interacción entre la jerarquía de la Iglesia y Raúl Castro que se llevó a cabo motivada por “la moderación y…disposición al diálogo.”

¿Hubo negociaciones entre la Iglesia y el gobierno?

Pues mucha gente creen que sí y también muchos creen lo contrario. Analicemos las hipótesis.

Continuará…

* La revista Espacio Laical es una publicación del Consejo Arquidiocesano de Laicos adjunto al Arzobispado de La Habana.

2 comentarios:

Lori dijo...

Huber, esa foto del post desvía siempre mi atención. Es que ver la cara de gozo de la esbirra del pullover rosado me indigna. A esa foto , digna de galería cuando se hablen de los horrores de la tiranía castrista yo la he bautizado con el nombre de "La Infamia"

Un saludo de

Lori

7 de septiembre de 2010, 13:00
Huber Matos Araluce dijo...

Asi es querida amiga, esos regimenes sacan lo peor de la gente, sera una verguenza para ella toda su vida

7 de septiembre de 2010, 15:02

Publicar un comentario

Seguidores

Mensajes

ok

Follow me on Twitter

Archivo del Blog

Snap Shts

Get Free Shots from Snap.com